Patinaje en la Ciudad que no Existe

Oct 2, 2013   //   by lyda.avila   //   noticias  //  1 Comment

Club Patincol, patinaje de carreras BogotáHace unas semanas el Club de Patinaje Patincol de la ciudad de Bogotá organizó un evento tipo fogueo para sus deportistas. Decidimos acompañarlos y llegamos hasta la localidad de Kennedy, al Suroccidente de la capital colombiana. ¡Eso por allá no va nadie! ¡Eso por allá es muy peligroso! ¡Eso por allá es una ciudad que no existe!

Visitar la pista del Cayetano Cañizares es cambiar de ciudad. Es llegar a la ciudad que no existe. La ciudad que se nos olvidó. Sí. Está en el Sur. Sí. Está lejos del Salitre, del Centro Comercial Titán… del Santa fé… y está rodeada de pobreza. Por eso a muchos se les olvida que tiene una pista, que está llena de deportistas, de sueños, de anhelos y de TALENTO.

La pista del Cayetano es como muchas de esas que se construyeron en época cuando se puso de moda hacer pistas de patinaje por Bogotá. Superficie pulida, centro con pista plana para el hockey, su peralte… encerradita con tabla podrida y su toque de metal verde. En este escenario el Club Patincol tiene escuela de formación. Allá llegaron sus compañeros de Club, los que entrenan en el Salitre a compartir con sus colegas patinadores.

Un evento familiar sin pretensiones. Un evento programado para compartir en familia, pasar la tarde juntos y motivar a los hijos a continuar con su práctica deportiva. No fue un campeonato para competir exclusivamente por las medallas. Fue una forma de integrar deportistas del Cayetano, con deportistas del Salitre. Fue una invitación para que la comunidad vea y se motive. Para acercar el patinaje a la gente y para que viendo se animen a escoger esta práctica deportiva. Una comunidad donde los campeones mundiales solo llegan por televisión, ve a sus campeones de club, del Club Patincol como el norte a seguir. ¡Y por allá si que hay ganas y talento!Cayetano Cañizares pista de patinaje de carreras

Uno se pone a pensar en el factor económico. Porque comprar ruedas de $250.000COP cada 20 días, no es para todos. Y uno reflexiona sobre la falta de programas serios de esos tipo “Caza Talentos”. ¿Usted no cree que por esas zonas no ha nacido un Andrés Felipe Muñoz? ¡Claro que sí! Pero con los costos del patinaje, más de uno sale a perderse (cualquiera se asusta;). Por la pista del Cayetano se han estado perdiendo unos tremendos Pedro Causil, que nadie se ha animado a descubrir.

Bogotá, una ciudad con necesidad de medallas, debería preguntarse qué está pasando en todas esas pistas que quedan en la ciudad que no existe. ¿Qué se hace para que el patinaje llegue a todos y les permita soñar en igualdad de condiciones? Una que otra escuela del distrito funciona por estas zonas, con niños sin casco, porque no hay plata, pero con sed y ganas que se pierden en la ciudad que no existe.

Cayetano Cañizales, patianje de carreras, pista patinaje KennedyCuando hay otras necesidades por suplir, difícilmente usted va a pensar en el patinaje. Y ahí es cuando los talentos se van, se pierden. Sin sembrar, sin apoyar, sin formar, difícilmente se van a ver patinadores bogotanos que lleguen al pódium mundial, porque muchos se van prematuramente del deporte. ¡Qué lástima!

Fueron dos días de integración del Club Patincol que hace presencia en esta zona de la ciudad, conoce su población y se mantiene trabajando por hacer que el patinaje sea una opción en el Salitre y en la localidad de Kennedy. Un esfuerzo que no parece gran cosa, pero que representa la oportunidad por una sociedad con igualdad de oportunidades y de sueños que incluya a la ciudad que no existe.

 

 

 

1 Comment

  • Hola me gusto mucho tu noticia, vale la pena resaltar todas estas cosas que son importante para poder motivar a la personas que practican este deporte, yo conozco un club que no tiene pista de patinaje pero apesar de todo es muy bueno en competencias ese es el Club Yuma de Puerto Boyaca – Boyaca es un muy buen club olvidado por un Municipio y un Departamento.

Leave a comment